Cómo Realizar Posturas de Equilibrio de Yoga

  1. Salud
  2. Ejercicio
  3. Yoga
  4. Cómo Realizar Posturas de Equilibrio de Yoga

La vida contemporánea es muy exigente y estresante; si no estás bien arraigado a través de las posturas de equilibrio del Yoga, te enfrentas a un riesgo constante de ser empujado fuera de equilibrio. Arraigarse significa estar centrado y firme sin ser inflexible, saber quién eres y qué quieres, y sentir que estás capacitado para lograr tus metas en la vida.

Una buena manera de comenzar su trabajo de puesta a tierra es mejorando su sentido físico del equilibrio, lo que le ayuda a sincronizar el movimiento de sus brazos y piernas, dándole equilibrio.

Las siguientes posturas aparecen en orden de más fácil a más avanzados ejercicios. Respire libremente por la nariz y haga una breve pausa después de inhalar y exhalar.

Guerrero en la pared: Variación de Vira bhadrasana III

La palabra sánscrita vira (pronunciada vee-rah) significa»héroe». Bhadra (pronunciado bhud-rah) significa «auspicioso». Esta postura mejora el equilibrio general y la estabilidad. Fortalece las piernas, los brazos y los hombros, y estira los muslos, tanto delante como detrás, y las caderas. Esta postura mejora el enfoque y la concentración. Echa un vistazo a los siguientes pasos:

  1. Párese en la postura de montaña, de frente a una pared en blanco a unos tres pies de distancia.
  2. Al exhalar, inclínese hacia adelante desde las caderas y extienda los brazos hacia adelante hasta que las puntas de los dedos toquen la pared, ajústese de manera que las piernas queden perpendiculares y el torso y los brazos paralelos al piso.
  3. A medida que inhala, levante la pierna izquierda hacia atrás y hacia arriba hasta que quede paralela al piso.
  4. Permanezca en el paso 3 durante 6 a 8 respiraciones; repita con la pierna derecha.

Gato equilibrador

Equilibrar al gato fortalece los músculos a lo largo de la columna vertebral (las paraespinillas), así como los brazos y los hombros, y abre las caderas. La postura mejora la concentración y la concentración y también aumenta la confianza.

  1. Comenzando con las manos y las rodillas, coloque las manos directamente debajo de los hombros con las palmas de las manos hacia abajo, los dedos extendidos en el suelo y las rodillas directamente debajo de las caderas, estire los brazos, pero no trabe los codos.
  2. Mientras exhala, deslice la mano izquierda hacia adelante y la pierna derecha hacia atrás, manteniendo la mano y los dedos de los pies en el suelo.
  3. A medida que inhala, levante el brazo izquierdo y la pierna derecha a una altura cómoda.
  4. Permanezca en el Paso 3 durante 6 a 8 respiraciones y luego repita los Pasos 1 a 3 con pares opuestos (brazo derecho y pierna izquierda).

La postura del árbol: Vrikshasana

La palabra sánscrita vriksha (pronunciada vrik-shah) significa «árbol». La postura del árbol mejora el equilibrio general, la estabilidad y el equilibrio. Fortalece las piernas, los brazos y los hombros, y abre las caderas y la ingle. También mejora la concentración y la concentración y produce un efecto calmante en el cuerpo y la mente. Así es como funciona:

  1. Párese en la postura de montaña.
  2. Al exhalar, doble la rodilla derecha y coloque la planta del pie derecho, con los dedos apuntando hacia abajo, en la parte interior de la pierna izquierda entre la rodilla y la ingle.
  3. A medida que inhala, ponga los brazos sobre la cabeza y junte las palmas de las manos.
  4. Suavice los brazos y concéntrese en un lugar a 1,8 a 2,5 metros delante de usted en el suelo.
  5. Permanezca en el paso 4 durante 6 a 8 respiraciones y luego repita con la pierna opuesta.

Nota: En la versión clásica (tradicionalmente enseñada) de esta postura, los brazos están rectos y el mentón descansa sobre el pecho.

El chico del karate

El karate kid mejora el equilibrio y la estabilidad general. Fortalece las piernas, los brazos y los hombros y abre las caderas. Al igual que con las otras posturas de equilibrio con una sola pierna, el niño de karate mejora la concentración y la concentración. Sólo tiene que seguir estos pasos:

  1. Párese en la postura de montaña.
  2. A medida que inhala, levante los brazos hacia los lados paralelos a la línea de los hombros (y el piso) para que formen una T con el torso.
  3. Para estabilizarse, concéntrese en un lugar en el suelo a una distancia de 10 a 12 pies por delante de usted.
  4. Al exhalar, doble la rodilla izquierda, levántela hacia el pecho y mantenga la pierna derecha estirada.
  5. Permanezca en el paso 4 durante 6 a 8 respiraciones; repita con la rodilla derecha.

Soporte talón a glúteo

La postura de pie del talón al glúteo mejora el equilibrio general y la estabilidad. Esta postura fortalece las piernas, los brazos y los hombros y estira los muslos. Esta postura mejora el enfoque y la concentración. Así es como funciona

  1. Párese en la postura de montaña.
  2. A medida que inhala, levante el brazo izquierdo hacia adelante y hacia arriba.
  3. Para estabilizarse, concéntrese en un lugar en el suelo a una distancia de 10 a 12 pies por delante de usted.
  4. Al exhalar, doble la rodilla derecha y lleve el talón derecho hacia el glúteo derecho, manteniendo la pierna izquierda derecha recta y agarre el tobillo derecho con la mano derecha.
  5. Permanezca en el Paso 4 durante 6 a 8 respiraciones; repita los Pasos 1 a 5 con su pie izquierdo.

Escorpión

La postura del escorpión mejora el equilibrio y la estabilidad general. Esta postura, que es una variación del cakravakasana, fortalece los hombros, mejora la flexibilidad de las caderas, las piernas y los hombros, y mejora la concentración y la concentración. Los siguientes pasos le guiarán a través del proceso:

  1. Mientras está en sus manos y rodillas, coloque sus manos directamente debajo de sus hombros con las palmas de las manos hacia abajo, los dedos extendidos en el piso y las rodillas directamente debajo de las caderas, estire los brazos, pero no trabe los codos.
  2. Coloque el antebrazo derecho en el suelo con la mano derecha justo detrás de la muñeca izquierda, con la mano izquierda, girando ligeramente el torso hacia la izquierda y agarre el tobillo derecho.
  3. Al inhalar, levante la rodilla derecha del piso, levante el pecho hasta que esté paralelo al piso y mire hacia arriba. Manténgase firme presionando el antebrazo derecho y el pulgar en el suelo.
  4. Permanezca en el Paso 3 durante 6 a 8 respiraciones y luego repita los Pasos 1 a 4 en el lado opuesto (antebrazo izquierdo y pie izquierdo).
2

No Responses

Write a response